... La que escribe.

Mi foto
Santiago, Chile
Soy una mujer que también es amiga, hija, nieta, hermana, prima, sobrina y mil cosas más. Disfruto regalando sonrisas en la calle y quiero pensar que el mundo es mejor con ese simple gesto; por eso, me ando buscando. Si usted me ve por ahí, avíseme!

miércoles, marzo 21, 2007

REFLEXIONES SOBRE LA IRA

No es secreto que me encanta Silvio Rodríguez. De pequeña, cuando las emociones me superaban , solía agarrar la guitarra y entonar hasta el cansancio "Días y Flores", esa especie de oda a la rabia que tan catártica resulta.
Anoche volví a cantarla, cosa que no hacía hace ya varios meses. Me dormí más tranquila, debo confesar... y al despertar hoy, encendí la televisión y en "Pollo en Conserva" (bueno, una es mortal, ¿no? también veo matinales) conversaban precisamente sobre la rabia. No pude evitar sonreír... y pensé que de tanto darle vueltas al tema, ameritaba arrancarse un poquito de la poesía (o el intento de ella) para ser la cronista que siempre he pretendido ser.
Muchas cosas me llenan de rabia.
Existe en mí la rabia de siempre, como la rabia que me da la injusticia, la hambruna, el abuso de poder, la violencia, la pobreza, la inequidad, el frío, la soledad, la incomprensión, la falta de empatía, la intransigencia, la mentira, la traición.
La incapacidad de oír y de entender también me llena de rabia.
Por eso, tomé la decisión de no defenderme respecto de lo que se escriba de mí en los lugares de mis más cercanos.
Creo que cada cual es víctima de sus propias acciones y omisiones. Mi abuelo siempre dice, "por sus hechos los conoceréis"... y no está lejos de ello.
Yo he tratado de actuar bien durante toda mi vida, e incluso herí a mucha gente tratando de ser coherente conmigo misma. Sigo en ese camino. Y me siento súper orgullosa de esta decisión.
Soy feliz, pese a que tantas cosas me dan rabia. Es que es extraño... tengo la maldita costumbre de trocar la rabia en tristeza. Lo bueno es que me da pena lo demás... muy pocas veces me he dado pena yo misma.
Hoy, muchos y muchas me llenan de rabia primero para volverse lástima después.
Los anónimos me llenan de este sentimiento... y muchos firmados también. Porque se muestran tal cual son, infantiles, frágiles... débiles... pobres.
Invito a todos y a todas a realizar una especie de catarsis aquí mismo; que la rabia no los limite, al contrario. Que los libere.

3 comentarios:

luzbel dijo...

El pelado Cubano,
que se hace el choro dejando
a los Sureños con la pava caliente...
y no se toma el mate...
Dice "que en esos días compañera,
ponte alma nueva, para mi mas bella flor".
Yo digo lo mismo; ponte alma nueva y sé la mas bella flor, de el mas bello amante...
Son mis fraternales deseos... ya que entregue mis deseos....
Cada diablo con su diabla.

Faby dijo...

Uff... la ira...

Cuando a veces dan ganas de sacarle la mugre a alguien, o a uno mismo... uff... es un sentimiento bien complejo...

OJala permita tu reflexion una liberacion aun mayor...

Te quiero mucho!!!

Emma dijo...

Mallen, aca te dejo algo que escribi hace como 14anos, ahora se que este sentimiento nubla y hay que evitarlo a toda costa, por que la paz interior no tiene precio. Espero te guste... La ira fraudulenta va creciendo en mis entrañas
y el fuego lentamente yergue hacia mi alma,
con un calido fulgor la paz se va acabando
y también en mi interior algo se esta terminando
mis sentidos voy perdiendo lentamente y sin razón,
llegando al éxtasis de la confusión,
donde no se tiene entendimiento…
Va creciendo como lava desbordante y desmedida
así es la ira un profundo sentimiento
que se apaga y se extingue con el tiempo.